top of page

El "monstruo de la morgue" aún causa terror: hallan casi 900 mil archivos con evidencia de su abuso


Uno de los asesinos más famosos de la época moderna es el necrófilo David Fuller, un "horrible monstruo" que guardó casi 900 mil archivos multimedia que evidencian sus actos repugnantes que conmocionaron a todo Reino Unido y el resto del mundo. Nuevamente se volvió noticia y apareció en las portadas debido a que, aunque ya carga con dos cadenas perpetuas, las autoridades locales descubrieron una enfermiza colección de imágenes que mostraban al "monstruo de la morgue" abusando sexualmente de sus víctimas muertas. Los oficiales consternados se cuestionaban una y otra vez si el contenido multimedia era real, puesto que les perturbó de sobremanera la profanación contra los cuerpos del centenar de mujeres.


Este hombre evadió a la justicia por 33 años, pues en 1987 asesinó cruelmente a Wendy Knell y Caroline Pirce de 25 y 20 años, respectivamente; no conforme con esto abusó sexualmente de sus cadáveres. Aunque estos delitos fueron los que lo llevaron a la cárcel, la realidad es que durante 14 años se aprovechó de sus diversos puestos de trabajo para profanar los cuerpos de 101 mujeres de entre nueve y 100 años, hecho que quedó evidenciado en las casi 900 mil imágenes que resguardó en su domicilio. Ahora, el momento exacto en el que la policía de Inglaterra encontró el perturbador contenido, se ha difundido por los medios de comunicación locales, lo que aterrorizó —una vez más— a la población británica y al resto del mundo.


El padre de cuatro hijos no estuvo relacionado con los asesinatos hasta el 2020, lo que llevó a los investigadores a registrar su casa y descubrir los archivos donde se le ve abusando de los cuerpos. El informe policial detalló que los crímenes se cometieron en el ahora cerrado Hospital Kent and Sussex y el Hospital Tunbridge Wells, en Pembury. Allí fue donde David Fuller trabajó en mantenimiento desde 1989.

Comments


bottom of page